Cruza como puedas

Cruza como puedas

FLOR ZAPATA vera

Es conocido que la zona costera de Vera está unida a la localidad de Garrucha. Los residentes o veraneantes de Vera se desplazan a Garrucha con mucha frecuencia y habitantes de Garrucha hacen lo mismo por las playas de Vera, caminando o haciendo deporte. Pero esta conexión no es tan fácil cuando se intenta hacer por carretera, caminando o en bicicleta.

La zona costera de Vera está dividida en dos por la desembocadura del río Antas. La carretera A-7107 que une Vera con Villaricos, atraviesa este río, que separa las urbanizaciones de Puente Rey y Las Buganvillas, y hasta hace muy poco, el carril bici que existía durante tramos discontinuos de Vera, desaparecía al llegar a este puente. Tanto ciclistas como peatones debían pasar por algo que apenas puede recibir el nombre de arcén, para atravesar dicho puente, compartiendo parte de la vía con los automóviles, con el peligro que eso conlleva.

En noviembre de 2016 aparecieron las primeras noticias sobre la creación de un carril bicicleta que uniría la zona costera de Vera con la Urbanización Las Buganvillas. Estas noticias hablaban de un presupuesto de 96.313 euros y un plazo de dos meses, para la creación de un carril bici y de peatones, con una longitud de 650 metros en el margen izquierdo de la A-1207. Este carril tendría un acerado para convivir peatones y ciclistas con seguridad. El propio delegado territorial de Fomento y Vivienda, D. Joaquín Jiménez, indicó que: esta actuación se enmarca en el diseño del Plan Andaluz de la Bicicleta (PAB) dentro de la provincia, «cumpliendo con el objetivo marcado para construir vías ciclistas en las carreteras como elemento funcional de éstas» y «posibilitando una movilidad sostenible en este municipio».

El problema es que este carril, que ya está terminado, no tiene ninguna conexión con otro tramo de carril que se ha construido sobre el puente del río Antas, en la A- 7107. Este carril, por supuesto sin separación para peatones, ha estado cerrado durante mucho tiempo con una especie de valla. Ahora se encuentra abierto, pero termina de forma abrupta sobre la tierra que recorre al lado de la carretera. No existe alguna señal que indique que termina el carril bici y que los usuarios tienen que incorporarse a la carretera, ni aviso para los automovilistas. Tampoco paso de peatones o cruce para incorporarse a la zona de Las Buganvillas. Y, por supuesto, ninguna conexión con el carril bici construido en la zona de la A-1207.

Hasta ahora, la forma más segura para llegar a Las Buganvillas y por ende a Garrucha, era cruzar la desembocadura del río por la arena de la playa. Y sigue siéndolo. La zona costera de Vera sigue sin estar conectada a través de un carril bici seguro, y cuando la propia DGT se empeña en disminuir las muertes de ciclistas, esta zona no se puede decir que se haya convertido en una zona de movilidad sostenible «segura», ni para ciclista, ni peatones.

Flor Zapata Ruiz, autora de ¡Quiero Conducir, Quiero Vivir! Ocupada y preocupada por la Seguridad Vial.

Fotos

Vídeos