Cuevas da luz verde a la recuperación de fósiles marinos de hace millones de años

Cuevas da luz verde a la recuperación de fósiles marinos de hace millones de años

Se aprueba la excavación estudio y puesta en valor de yacimientos paleontológicos para un futuro museo, exposición temporal y charlas

IDEALcuevas del almanzora

En Cuevas había hace 2,5 millones de años «un bosque de manglares tropical, único en el mundo», donde habitaban diversas especies de estas plantas. Fue lo que salió a la luz en 2014 tras el estudio del paleontólogo valenciano Joaquín Ricardo Sendra. Este profesional calificó el yacimiento paleontológico de Cuevas de con un excepcional grado de conservación.

Ahora el Ayuntamiento cuevano quiere que se haga una excavación para extraer los fósiles de animales marinos, algunos ya extintos, de la época del Plioceno (de hace entre 5 y 2 millones de años) y, a raíz de ello, la difusión científica y social de estos materiales por la viabilidad de un futuro museo mediante una exposición temporal con charlas y conferencias.

Fue una de las propuestas hechas por el grupo de Ciudadanos, cuyo único concejal, Indalecio Modesto, presentó en forma de moción al pleno de ayer consiguiendo la unanimidad del plenario para su puesta en marcha.

Tal y como expresa la moción de la formación naranja, «los anteriores estudios realizados y a pesar de la carencia de medios, han logrado poner de manifiesto la existencia de numerosos niveles con una diversidad de cetáceos, sirenios y posiblemente pinnípedos, todos en una misma subcuenca sedimentaria. Además se identificó un yacimiento de conservación excepcional (Konservat Fossil-Lagerstätte) que contiene fauna y flora imposible de fosilizar en un ambiente expuesto a las condiciones normales. Entre otros, cabe destacar el descubrimiento de un complejo ecosistema costero dominado por vegetación de manglares y de mamíferos marinos con características especiales hoy extinguidos».

Todos los trabajos se van a realizar dentro del cauce de ramblas o en un talud junto a una rambla que ha sido atravesado por un camino que une dos explotaciones agrícolas y que no interfiere para nada con ninguna de ellas. En este último punto se tiene localizado desde hace tiempo una gran concentración de mamíferos marinos, y dada su accesibilidad se propone la mayor excavación prevista en 2017, con el uso de maquinaria pesada para eliminar las capas superiores.

Respecto a los beneficios de llevar a cabo dichas excavaciones, C’s aseguró que tanto los materiales paleontológicos como algunas zonas geológicas pueden ser también fuente de patrimonio público, bien como materiales de colecciones paleontológicas en museos, o bien como zonas de senderismo y utilizables como recurso de turismo sostenible, ya que algunas de ellas, por la escarpadura de alguna de sus ramblas (por ejemplo Cirera, el Calguerín, los Cocones) quedan fuera de la posibilidad de transformación agrícola y muestran toda una serie de fenómenos hidrotermales y sedimentológicos que definen geológicamente la cuenca.

Fotos

Vídeos