Huércal-Overa estudiará ampliar la distancia para construir explotaciones porcinas

Pleno ordinario celebrado ayer en el Ayuntamiento de Huércal-Overa./D. S.
Pleno ordinario celebrado ayer en el Ayuntamiento de Huércal-Overa. / D. S.

El Pleno aprueba por unanimidad una moción de urgencia del Grupo Municipal Socialista para buscar una solución al problema de Gacía

Daniel Serrano
DANIEL SERRANOHuércal-Overa

A día de hoy, aún no se sabe si el Ayuntamiento de Huércal-Overa dará luz verde, o no, al proyecto presentado para la instalación de un nuevo cebadero porcino de 6.000 cabezas en el paraje de Gacía.

Si bien, los vecinos de esta pedanía, ya constituidos como Asociación Pueblos Unidos contra las Macrogranjas, siguen concentrándose cada dos semanas a las puertas del Consistorio de la localidad, la última vez fue el pasado lunes, para manifestar su oposición a la construcción «desproporcionada» de macroexplotaciones porcinas en el término municipal.

La postura del equipo de gobierno y las declaraciones al respecto siempre han ido en la misma línea, es decir, han mantenido que estudiarían las alegaciones presentadas por los vecinos «minuciosamente» y que actuarán para que se cumpla correctamente con la normativa vigente.

Sin embargo, ayer, en la sesión ordinaria celebrada en el Ayuntamiento de Huércal-Overa, el Pleno aprobó por unanimidad una moción de urgencia, presentada por el PSOE, en la que se acordó iniciar el estudio del trámite de la modificación puntual del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), donde se estudie la ampliación de las distancias mínimas de las construcciones de explotaciones porcinas de los diferentes núcleos poblacionales en el municipio, en la que se necesita informe de impacto medioambiental emitido por el consistorio.

Tras la aprobación necesaria de la urgencia de esta moción, la secretaria general y portavoz socialista, Marisa Pérez, relató en la exposición de motivos que el sector de la agricultura y la ganadería ha sido, y es, uno de los pilares de la economía de Huércal-Overa.

«La convivencia entre agricultores, ganaderos y resto de población de nuestro municipio ha sido siempre en total armonía. En los últimos meses, la instalación de nuevos empresarios con grandes explotaciones ganaderas de intensivo hace que se vea afectada la convivencia y el bienestar de un número mayor de vecinos», aseguró Pérez, quien también hizo referencia a la problemática que denuncian los vecinos de Gacía.

Actuación inmediata

Por ello, los socialistas se agarran a la Ley de Ordenación Urbanística de Andalucía (LOUA), «que permite, o tiene mecanismos para actuar en casos de una propuesta de modificación del Plan General, actuar en lugares concretos donde exista saturación ganadera y dejar al margen espacios donde no exista esta saturación».

En esta línea, el portavoz socialista, Antonio López Olmos, detalló que la LOUA «permite actuar de manera prácticamente quirúrgica en aquellos puntos de saturación ganadera que interese y también prevé que con la simple propuesta se pueden suspender licencias, por lo que está en nuestra mano la posibilidad de actuar».

Cabe apuntar que tanto PSOE como Ciudadanos (Cs) manifestaron no estar en contra de las explotaciones porcinas, ni de las granjas tradicionales, sino que no están a favor de la construcción macroexplotaciones en lugares donde afecta a vecinos o al medioambiente.

Por su parte, el edil de Urbanismo huercalense, Manuel Buitrago, confesó que son «muy conscientes de esta situación. Estamos de acuerdo en que actualmente existe esa preocupación y no tenemos ningún problema en crear una mesa de estudio para ver los medios que tenemos y cómo actuar». A su vez, el concejal popular recordó que «la licencia no está concedida ya que se están estudiando las alegaciones».

Para finalizar, el alcalde de Huércal-Overa, Domingo Fernández, también admitió que «hay un problema» y que están estudiando las decisiones que se van a tomar.

«Hay que tener empatía con todos los ciudadanos. Hace unos días dije que hace falta regular la convivencia del sector porcino entre los vecinos, es un problema que no viene de ahora», comentó Fernández durante su intervención y aseguró que «a parte del Ayuntamiento, también tienen mucho que decir las consejerías de Agricultura y Medio Ambiente al respecto».

De momento, los vecinos de Gacía tendrán que seguir esperando.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos