La Junta cede al Ayuntamiento de Mojácar los terrenos necesarios para construir la segunda fase de la variante

La Junta cede al Ayuntamiento de Mojácar los terrenos necesarios para construir la segunda fase de la variante

La infraestructura completará la primera parte, puesta en marcha en 2005 tras una inversión de 4,3 millones de euros

E. P.ALMERÍA

El consejero de Fomento y Vivienda, Felipe López, y la alcaldesa de Mojácar (Almería), Rosa María Cano, han firmado este lunes un convenio de colaboración que supondrá el desarrollo de la segunda fase de construcción de la variante de la localidad, infraestructura que completará la primera parte, puesta en marcha en 2005 tras una inversión de 4,3 millones de euros.

Esta segunda parte consta de 2,2 kilómetros y será posible gracias a la cesión de terrenos por parte del Gobierno andaluz y a una inversión de unos 4,5 millones de euros presupuestados por el Consistorio.

López, quien ha estado acompañado del consejero de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Rodrigo Sánchez Haro, ha destacado "el esfuerzo cooperativo" que realizan ambas administraciones para "avanzar en un objetivo compartido que mejorará las comunicaciones en una zona con alta densidad de tráfico debido al gran volumen de visitantes".

Esta infraestructura, que el consejero ha calificado como un "ejemplo de un proyecto al servicio del desarrollo económico, turístico y del empleo", va a suponer un "avance fundamental para el soporte vital de la economía de este municipio como es el turismo", ha vaticinado.

La Junta de Andalucía licitó en 2002 el proyecto de la variante dividiendo la actuación en dos fases: una primera ya ejecutada, con 3,3 kilómetros y 4,3 millones de euros; y una segunda que comprendía 5,7 kilómetros y una inversión de 9,5 millones de euros, si bien fue descartada por afectar en su trazado a la tortuga mora.

Consejería Por ello, ahora se retoma la infraestructura evitando afectar a zona medioambiental protegida o de especial sensibilidad, de ahí que el proyecto inicial de 5,7 kilómetros se haya reducido a 2,2.

En virtud del convenio, la Consejería aporta al desarrollo de los trabajos los terrenos ya expropiados y realizará, si fuera necesario, los trámites de nuevas expropiaciones. Una vez finalicen los trabajos, será el Gobierno andaluz el responsable de conservar y mantener la carretera.

Por su parte, el Ayuntamiento se compromete a financiar la redacción del proyecto de construcción, así como las expropiaciones complementarias, en caso de ser necesarias, y la ejecución de las obras.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos