Condenado por tener armas prohibidas y pistolas detonadoras

  • También tenía en su domicilio un total de 369 plantas de marihuana, pero el hombre ha sido absuelto de un delito de tráfico de sustancias estupefacientes

La Audiencia Provincial de Almería ha condenado a 18 meses de prisión a F.J.U.L., un vecino de Cuevas del Almanzora que reside en una vivienda cueva en la que fueron encontradas armas prohibidas y pistolas detonadoras que había utilizado sin tener licencia para ello.

Sin embargo, a pesar de haber localizado en su domicilio un total de 369 plantas de marihuana, el hombre ha sido absuelto de un delito de tráfico de sustancias estupefacientes del que era acusado por el Ministerio Fiscal, según la sentencia.

En este sentido, el titular de Estudio jurídico Brotsanbert, Héctor Brotons Albert, ha indicado a Efe que durante la vista celebrada el 16 de mayo de 2016 ante el Juzgado de lo Penal número 4 de Almería, se cuestionó que el pesaje de la marihuana incautada se hubiera realizado siguiendo los protocolos establecidos para ellos.

Así, "no quedó acreditado que, en el análisis del lote de mayor peso, se excluyeran parte de la planta sin contenido de THC fiscalizable", por lo que este tribunal dictó una primera sentencia que "puso de manifiesto" que el acusado "se encontraba únicamente en posesión de 1.449,39 gramos de marihuana, sin que existieran elementos corroboradores de un posible destino ilícito de la sustancia incautada".

No obstante, la Fiscalía de Almería presentó un recurso de apelación por el que solicitaba la nulidad de la sentencia, alegando que en la misma concurría un error en la valoración de la prueba, que ahora ha sido desestimado por la Audiencia Provincial de Almería, que ha dictado un nuevo fallo en el que ratifica la condena del juzgado de instancia.

De esta forma, se considera probado que el 31 de agosto F.J.U.L. utilizó parte de las armas detonadoras manipuladas que guardaba en su vivienda cueva, lo que provocó que la Guardia Civil se personase en su domicilio sobre las 18:00 horas de dicho día.

Los agentes realizaron un registró y localizaron 369 plantas de marihuana de aproximadamente un metro de altura; 240 esquejes; 300 cogollos de marihuana y una bolsa con restos de marihuana.

Asimismo, fueron intervenidos dos machetes, una escopeta de aire comprimido, una arma prohibida denominada TASER, tres pistolas detonadoras y 185 cartuchos detonadores.

Dos de las pistolas detonadoras, que se encontraban en perfecto estado de funcionamiento, presentaban sus características originales de fabricación modificadas, a fin de poder disparar munición real, igual o inferior a su calibre, y 46 de los cartuchos incautados habían sido modificados a su vez a tal fin.

Por estos hechos, F.J.U.L. ha sido condenado a un año y medio de prisión por un delito de tenencia ilícita de armas además de al pago de las costas ocasionadas en el procedimiento, ordenando además la juez el comiso y destrucción de las armas prohibidas intervenidas.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate