Borrar
Concentración en protesta por la agresión, en el consultorio de Campohermoso.
Cuatro meses de cárcel por dar un puñetazo a una médica en Níjar

Cuatro meses de cárcel por dar un puñetazo a una médica en Níjar

El acusado de la agresión ocurrida el jueves pasado admite los hechos ante el juez, que lo ha condenado por un delito leve de lesiones y atentado contra funcionario público

E. P.

Miércoles, 19 de julio 2023, 14:42

Necesitas ser suscriptor para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Un hombre ha sido condenado a cuatro meses de prisión, una orden de alejamiento por el mismo periodo y una multa de más de 60 euros después de que el pasado jueves agrediera con un puñetazo en el estómago a una médica de Urgencias de Níjar que se disponía a explorarlo cuando llegaba al punto de atención sanitaria con un cuadro de mareo.

La juez del Juzgado de Instrucción número 1 de Almería condena al acusado tanto por un delito leve de lesiones como por otro de atentado contra funcionario público después de que este mostrara su conformidad en relación a los hechos por los que fue detenido, según recoge el fallo judicial consultado por Europa Press.

Los hechos tuvieron lugar sobre las 3 horas de la madrugada del pasado 14 de julio, cuando el acusado se personó en el centro de salud de Níjar solicitando asistencia médica, de modo que fue atendido por la doctora y la enfermera que le acompañaba ambas en funciones de guardia.

Fue entonces durante un momento de la asistencia cuando de manera «repentina» y «obviando la función desarrollada por la perjudicada» cuando el hombre propinó «un fuerte puñetazo» a la altura del esternón a la víctima, a la que también empujó de modo que golpeó contra un mueble de la consulta.

La sentencia, dictada en firme y contra la que, por tanto, no cabe recurso, suspende durante dos años la pena privativa de prisión con la condición de que el condenado no vuelva a delinquir en dicho periodo.

A raíz de dicha agresión, el sindicato CSIF se ha concentración este miércoles a las 12 horas en el centro de salud de Campohermoso en apoyo a la profesional y como protesta por «un nuevo episodio violento contra el personal de la sanidad pública». El delegado territorial de Salud y Consumo, Juan de la Cruz, y el director gerente del Distrito Sanitario Almería, Teodoro Gómez, también han condenado los hechos.

«Sanciones administrativas»

Desde la organización sindical han incidido en que llevan «años reclamando al SAS que incluya un régimen sancionador en la Ley de Salud Pública de Andalucía que refleje sanciones administrativas conformes a la gravedad de estos episodios violentos».

Asimismo, han reclamado «más medidas de seguridad para que los profesionales cuenten con mayor protección, con el objetivo de evitar este tipo de episodios violentos». Desde la Administración autonómica han señalado que la agresión dio lugar a que se activara el Plan de Prevención y Atención frente a Agresiones del SAS. Según la Junta, intervinieron inicialmente miembros del personal de seguridad del centro y posteriormente la Guardia Civil, con la detención del agresor.

El sindicato se ha mostrado «preocupado» ante «el aumento del número de agresiones al personal de la Sanidad en la provincia», lo que achacan a los «recortes presupuestarios en materia de seguridad».

Según CSIF, «Almería es la segunda de toda Andalucía con la mayor tasa de agresiones a estos profesionales, según los últimos datos del Servicios Andaluz de Salud». En este sentido, CSIF exige al SAS que «termine con esta lacra» con más «vigilancia privada» toda vez que pide a los usuarios que «respeten a los profesionales sanitarios, porque no son los culpables de la situación».

«La vigilancia debe estar garantizada y no condicionada a otros gastos o prioridades que deban atender los centros sanitarios, tanto en primaria como en especializada», han valorado.

La Junta ha detallado que a la médica agredida se le ha ofrecido asistencia jurídica y apoyo psicológico del Distrito Sanitario Almería. Por su parte, el equipo directivo y los profesionales de la UGC Níjar también han mostrado su apoyo a la profesional afectada por este «desagradable episodio» en el ejercicio de su labor, con lo que han condenado «cualquier tipo de violencia, tanto física como verbal, dentro o fuera de un centro sanitario».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios