Momento de la toma de posesión de Mª Isabel López (PSOE). / MRS

María Isabel López coge de nuevo el bastón de mando del Ayuntamiento de Turre

La socialista vuelve a dirigir el Consistorio turrero con los votos a favor de los dos ediles de Turre para la Gente y sus compañeros de partido

MARÍA RODRÍGUEZ SEGURA Turre

La localidad de Turre vivió ayer un cambio en su alcaldía, tras seis meses de incertidumbre sobre qué pasaría con el pacto de gobierno realizado hace dos años y medio entre PSOE y el grupo Turre para la Gente. Entre aplausos de los allí presentes, María Isabel López (PSOE) volvió a coger la vara de mando del Consistorio, que entre 2017 y 2019 ya fue alcaldesa.

«Turre para la gente está aquí para cumplir el pacto que hizo con el pueblo de Turre. Hoy la justicia ha hablado y por eso estamos aquí. Todos hemos sido altamente responsables en los plenos durante los plenos en los últimos 6 meses no dejando caer temas importantes para el pueblo. Para seguir con esta legislatura me gustaría dar cuenta de los fondos municipales», declaró Martín Morales. «Aquí tenéis a Turre para la Gente para seguir trayendo trabajo progreso y bienestar», apostilló el exalcalde.

«Me siento muy feliz de que estéis todos y cada unos de vosotros aquí. Gracias a los cinco concejales que me han permitido estar en este lugar. Hoy tras un largo y empedrado camino, con gran satisfacción asumo el privilegio de ocupar este cargo. Llena de ilusión y ganas de ayudar a nuestros vecinos. Siempre hemos velado por encima de todo por el interés general», declaró López en sus primeras palabras como edil.

«Durante estos dos últimos años la mayoría de proyectos de la anterior candidatura han visto la luz y hemos seguido trabajando en otros. Vamos a volcarnos con el comercio que tanto nos necesitan», aclaró la socialista.

«Quiero deciros de corazón que no tengo palabras para expresar lo que llevo dentro. A esos vecinos y vecinas que me han mostrado su cariño. A mis compañeros concejales por tantas batallas superadas. A mis amigos por entre todos tejer una tela en la que sostenernos y a mi familia por apoyarme siempre apuntó muy emocionada López».

El pasado lunes 20 de diciembre se hizo efectiva la dimisión del exalcalde del municipio, Martín Morales (Turre para la Gente). Cumpliendo de esta forma con el pacto que ambas formaciones alcanzaron tras las últimas elecciones municipales, donde el Partido Socialista obtuvo cuatro concejales y Turre para la Gente dos, formando equipo de gobierno entre ambos partidos. Un pacto que quedó en el aire este verano por la negativa de Morales a ceder el mando a la candidata socialista, quien estaba siendo investigada por la Audiencia Provincial de Almería por un delito de prevaricación.

El exedil turrero aseguró que la asamblea de su partido había decidido de manera «unánime» facilitar la Alcaldía a la candidata socialista tras el pronunciamiento judicial, si bien recordaron que nunca se opusieron a entregar la presidencia del Ayuntamiento al PSOE siempre y cuando fuese a otro edil que no se encontrara imputado en el momento de producirse el relevo.

La Audiencia Provincial de Almería absolvió a la ahora alcaldesa socialista de Turre, María Isabel López, al «descartar» que dictase «tan solo a su propia voluntad» la resolución con la que denegó en septiembre de 2018 la instalación de un puesto de turrones en el recinto ferial y que esta fuese, por tanto, «arbitraria».

«No podemos considerarla como una conducta prevaricadora», mantiene el tribunal, que añadió que ha quedado «fuera de toda de duda» que el jefe de la Policía Local informó a la exregidora de que la instalación del puesto «podía plantear problemas de seguridad» y que el «orden público» de «la feria del pueblo podría verse comprometido».