Martín Gerez afea un inicio del curso «caótico» por la falta de conserjes

El PSOE acusa al equipo de Gobierno del PP de «falta de planificación» y le afea que «presuman de fotos» mientras no cumplen su responsabilidad

MARCOS TÁRRAGA Almería

El Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Vera ha calificado de «caótico» el inicio del curso escolar en el municipio debido, sobre todo, a la falta de conserjes en los distintos centros escolares debido «a una falta de planificación del equipo de Gobierno del PP», según el portavoz del PSOE, Martín Gerez, quien recordó que es obligación de los ayuntamientos la dotación de conserjes a los colegios de educación Infantil, Primaria y Especial. «Sin embargo no son obligación del consistorio las inversiones de las que el PP de Vera alardea alegremente, aunque con ellas esté sustituyendo de manera irregular a la Junta en sus obligaciones indelegables», dijo.

El dirigente socialista recordó que el 3 de septiembre de 2020 el alcalde aprobó la contratación como personal laboral temporal -por un plazo de un año prorrogable sólo por otro más- de 12 conserjes para diversas funciones, entre otras las de los citados colegios. «Ha llegado el vencimiento de la prórroga y el propio alcalde ha tenido que decretar el despido del personal contratado y el cierre de la bolsa de sustituciones creada al inicio del proceso y, todo ello, sin haber previsto cómo hacer la cobertura del personal en sus diferentes funciones», reprochó Martín Gerez al regidor veratense.

Según han trasladado las familias a los socialistas, el pasado día 12 fueron «bastante caóticas la entrada y salida de los niños de algunos colegios de Primaria, porque a la denunciada falta de conserjes, parece ser que hubo que añadir los problemas de tráfico generados por la ausencia, también, de agentes de Policía Local» que «puede ser debido a sus propias carencias de medios, como también hemos denunciado en otros momentos».

«Algunos padres tuvieron que animarse y sustituir las faltas para enmendar el desaguisado mientras los felices y muy bien pagados concejales populares se dedicaban a posar para la posteridad de muchas y variadas formas y a soltar sus discursos grandilocuentes, por supuesto innecesarios, para escarnio de la comunidad educativa, como se puede comprobar en las propias imágenes difundidas», afeó el portavoz socialista.