Vera aprueba el presupuesto «más importante y ambicioso de la historia del municipio»

El Equipo de Gobierno finaliza el mandato sin endeudamiento, habiendo desarrollado en esta legislatura el periodo de «mayor» inversión del municipio

MARCOS TÁRRAGA Vera

El ayuntamiento de Vera ha destinado a los presupuestos de 2023 un importe de 22,2 millones de euros, en unas cuentas anuales que suponen un incremento de más de 525.000 euros con respecto al presupuesto de 2022, siendo «el más importante, ambicioso, equilibrado y social de la historia de nuestro municipio», según declaró ayer el concejal de Hacienda, Alfonso Pérez Redondo.

Se trata del mayor presupuesto histórico de la Corporación veratense, que el Ayuntamiento va a ejecutar íntegramente con fondos propios, sin la necesidad de pedir préstamos a los bancos ni de apalancamientos financieros y, por lo tanto, sin endeudamiento. «Eso que pone de manifiesto la estabilidad y la fortaleza financiera de nuestro Ayuntamiento», aseguró el concejal de Hacienda, quien remarcó que el mandato «ha supuesto el periodo de mayor inversión pública que se ha llevado a cabo nunca antes en el municipio manteniendo al mismo tiempo el compromiso con nuestros vecinos de bajada de impuestos».

Por su parte, el alcalde de Vera, José Carmelo Jorge Blanco, apuntó a que «el objetivo de estas cuentas anuales es mejorar la calidad de vida de nuestros vecinos, con unos presupuestos con un perfil económico social, y situando al Ayuntamiento en una posición preferente para afrontar los retos que se plantean a nuestro municipio en los próximos años, y especialmente con la llegada del AVE».

Para la consecución de los mismos, se va a seguir potenciando al tejido comercial y hostelero del municipio, devolviendo a Vera al centro de la comarca del Levante Almeriense, con una cuarta campaña de los Bonos al Consumo, que tanto éxito ha tenido en las campañas anteriores. Con esta política se ha conseguido la reactivación del comercio veratense, dando a conocer a visitantes y habitantes de los pueblos vecinos, las tiendas, bares y restaurantes de la localidad. Igualmente se mantiene el fondo social así como la bolsa de trabajo temporal para ayudar a la parte de la población veratense que necesita que su ayuntamiento esté a su lado en los momentos difíciles de esta crisis económica.

Los aspectos más destacables que definen el presupuesto presentado por el Equipo de Gobierno son el mantenimiento y mejora de los servicios públicos y los equipamientos del municipio; la reducción de tipos impositivos, tasas y precios públicos; el mantenimiento de ayudas sociales y subvenciones y una clara apuesta inversora para fomentar el empleo en el municipio y ayudar de esta manera a las pymes y empresas locales a afrontar la recuperación económica.

La política de inversión llevada a cabo en los últimos ejercicios, ha sido la más importante en la historia de Vera licitando actuaciones por encima de los 12 millones de euros. En continuación de esta política inversora, en este ejercicio, tanto con el presupuesto como con obras financiadas con remanente, se van a realizar actuaciones por una cifra similar a la del ejercicio pasado, siendo la cifra del capítulo de inversiones cercana al 1.7 millones de euros y donde se han previsto diferentes obras que mejorarán las vías de entrada y salida del municipio, permitirán seguir renovando los viales tanto el casco urbano como de aquellas otras zonas del municipio en las que se ha detectado que se debe renovar dicho equipamiento y seguirán mejorando la seguridad, así como los equipamientos educativos, deportivos y de ocio del municipio, entre otras muchas inversiones en marcha.

En concreto los presupuestos contemplan actuaciones tan importantes en el capítulo de inversiones como son la realización del proyecto del nuevo mercado de abastos, la adecuación de la entrada a Vera por la zona de 'la Brasa' o la compra de 'las casas nuevas' para la rehabilitación y puesta en valor del casco urbano evitando la degradación que actualmente sufre la zona, entre otras actuaciones de interés. También la consecución de un Centro de Día para personas mayores en el municipio, cuyos trámites están muy avanzados.

Adicionalmente a este presupuesto aprobado ayer por la corporación veratense, se van a licitar inversiones muy importantes, financiadas con el remanente de tesorería, que van a situar al municipio en un lugar preferente en la provincia de Almería, consolidando su posición de cabeza económica y social del Levante Almeriense.

Con estas actuaciones, el Equipo de Gobierno veratense pretende situar a Vera en el lugar que le corresponde en la provincia de Almería, como cuarto municipio de la provincia en número de viviendas, municipio con mayor incremento relativo de habitantes en la provincia, lo que obliga al Equipo de Gobierno veratense a gestionar los servicios públicos del municipio como una gran ciudad, consolidando y mejorando todos los servicios que demandan los ciudadanos y visitantes, además de continuar dando respuesta a las nuevas necesidades que esta época, de continuo cambio, nos demanda.

En continuidad con el incremento de población que se está produciendo, además del aumento de servicios, «el superar los 20.000 habitantes de derecho, situación que próximamente se va a producir, nos va a situar en una posición que las distintas normativas legales nos exige la prestación de nuevos servicios y la asunción de otros que prestan entes supramunicipales, pero que al cruzar ese umbral poblacional, van a recaer en la estructura municipal», indican fuetnes municipales. «Para ello se están adoptando medidas que den respuesta a estos retos que nos vamos a encontrar. En este presupuesto aumenta la dotación de las partidas que sustentan servicios tan importantes para el correcto funcionamiento del municipio como son el mantenimiento de la ciudad (aceras, vías públicas, etc.) y mantenimiento de playas, como centro de la riqueza de nuestro pueblo».

Se ha dado un impulso presupuestario a dos contratos esenciales en la vida ciudadana, como son la limpieza de edificios, y la limpieza viaria. Este último contrato es esencial, debido a las quejas de la ciudadanía en los últimos años. Asimismo, la limpieza de nuestras calles, uno de los primeros impactos visuales que se llevan los visitantes; y el turismo, motor económico de nuestro pueblo. Este presupuesto incluye además la mejora y consolidación de otros proyectos ya existentes para mejorar el funcionamiento interno y dar una mejor respuesta y servicio a los vecinos.

Asimismo se sigue apostando por la cultura, la educación y la familia y la mejora de equipamientos e infraestructuras municipales con el aumento de partidas tan importantes como son el mantenimiento del municipio con mejoras en equipamientos e infraestructuras y una mayor dotación para los servicios de playas como centro de riqueza de la ciudad. Por otro lado, y con el objetivo de seguir facilitando una más amplia y completa oferta cultural (tanto de espectáculos como de actividades) y más alternativas de ocio a nuestros jóvenes se incrementan las partidas destinadas a la organización de actividades culturales, que tanta respuesta favorable han tenido.

Igualmente, el Ayuntamiento sigue apostando por la digitalización y por el apoyo al comercio y economía locales y, por ello, las partidas destinadas a estas áreas también se incrementan en este presupuesto. Estas actuaciones, «que desde el principio has sido eje de la política de José Carmelo Jorge», indican, se han intensificado en este presupuesto, pues hay que ayudar e impulsar desde el Ayuntamiento el comercio local, tanto con políticas activas, como con el apoyo a iniciativas que desde el ámbito empresarial consideran necesarias para alcanzar los objetivos propios.

Los presupuestos veratenses apuestan además de forma severa por el turismo, siendo el ayuntamiento de Vera, adjudicatario de una subvención por importe de 2.500.000 euros, para el plan de sostenibilidad turística en destino fruto del gran trabajo multidisciplinar, encabezado por la concejalía de turismo y que se van a desarrollar en cuatro ejes; transición verde y sostenible, mejora de la eficiencia energética, transición digital y competitividad, paso previo para lograr que vera sea declarado municipio turístico.